27 de abril de 2011

Seguimos hablando de Santa Julia,

Hoy quiero contarles un poquitín de cómo fue que me inspiré en Julián.
Bueno, sé que a muchos les ha parecido un personaje encantador, pero que el inicio tan temprano de su independencia es poco creíble, pues en realidad es esa parte precisamente en la que me inspiré en un niño real… Verán, hace muchos, muchos años, mientras realizaba una labor social en una zona marginada, conocí a este niño pequeñito, de unos cuatro o cinco años, con unos ojos azules enormes que lo hacían distinguirse de los otros tantos que, como él, salían todos los días a trabajar para ayudar a ganar dinero a sus familias. Y eso es en nuestro tiempo, por supuesto que hace cien años las cosas debían ir mucho más allá…

De él nació la idea de Julián, cómo habría crecido, vivido y desarrollado hace cien años, qué sentimientos lo hubieran embargado, y qué características lo hubiesen distinguido.

Quería hacer un personaje realista, no un hombre con pensamiento de mujer, como aseguraba mi maestra que nos pasa hacer seguido a las escritoras femeninas; quería que fuera un hombre real, con pensamiento y el actuar de un hombre, y también con sentimientos de uno, porque aunque a veces se hagan los duros y que nada les importa, la verdad es que son tan sentimentales como nosotras, si no es que más. Ya ven que muchos grandes poetas y escritores de canciones dedicados al amor son precisamente hombres.

Y así, con mucha dedicación, trabajo, y claro, corazón, me inspiré en el Julián que todos ustedes ahora conocen, y que como a mí, espero que les haya ganado el corazón...

Estrella


2 comentarios:

Diana dijo...

La verdad es que Julián es un personaje que apantalla..! Me sorprendía que fuera tan sumiso con su papá.., pero también, teniendo educandote a una persona así debe causarte algo.. y en su caso es obediencia. Me fascinó, como tú dices, se nota un pensamiento de hombre. Y la diferencia en cómo se porta y cómo trata a Mariel y que la cuida y eso.. simplemente encantador! *w*

Estrella Rubilar dijo...

¡Hola Diana! Qué alegría tenerte por aquí :)
Muchas gracias por tus palabras, me alegra que te gustara el personaje y que te dejara una huella en el corazón :)
¡Te mando un abrazo!!!
Estrella